Tercera Cultura
Dejar un comentario

Out of Africa

Los primeros humanos modernos salieron de África cuando el clima se lo permitió.

La hipótesis conocida como «Out of Africa» nos dice que nuestra especie, «Homo sapiens sapiens», apareció en África hace unos 200 000 años, pero que no salió fuera de aquel continente hasta hace tan solo unos 100 000. Durante mucho tiempo se ha discutido sobre la influencia del clima en las migraciones que nos sacaron de África; pero hasta ahora todo eran conjeturas. En un artículo publicado el 17 de septiembre en «PNAS», se expone un modelo que por primera vez establece un vínculo entre la expansión fuera de África y cambio climático; además también establece las rutas seguidas.

Climatólogos y expertos en vegetación de la universidad de Cambridge han construido un modelo extremadamente detallado del clima, los cambios de nivel del mar y sus efectos en la disponibilidad de alimentos en los últimos 200 000 años. Exploraron varios millones de escenarios demográficos, con distintos índices de natalidad, velocidad de movimiento local, la relación entre disponibilidad de alimentos y tamaño de las poblaciones…, y con todo ello identificaron los escenarios que eran más compatibles con los patrones de distribución geográfica de la diversidad genética humana real. Después compararon esos escenarios con las fechas y localidades que se conocen en arqueología.

De los escenarios elegidos se concluyó que la relación entre disponibilidad de alimentos y la densidad de población era muy similar a la que hoy tienen las sociedades de cazadores recolectores. Teniendo en cuenta este dato, el modelo indicaba que el clima impidió que los humanos abandonásemos África, hasta que hubo una ventana climática favorable, lo que ocurrió hace entre 75 000 y 55 000 años. El modelo también indicaba que la ruta más probable se salida sería la llamada «Ruta del Sur», que cruza el Mar Rojo por el estrecho de Bab-el-Mandeb en la Península Arábiga. Debemos tener en cuenta que el aquel momento estábamos en mitad de la última glaciación y que el nivel del mar allí era de 30 m más bajo que el actual, lo que hizo que aparecieran islas que permitían cruzar de un lado a otro con relativa facilidad.

De ese modo, el modelo explica lo que sabemos de las migraciones humanas en todos los continentes salvo en uno: en Europa. Para nuestro continente el modelo predice que habríamos tenido que llegar unos diez mil años antes de lo que ocurrió de verdad. Los autores del trabajo estiman que la razón pudo ser la competencia con los neandertales que vivían aquí desde hace unos 230 000 años.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *